CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Noticias Recientes

Líder opositor de Siria visita China en medio de la continua violencia del país árabe

Por Sebastián Jiménez Valencia

(CNN) – El líder de un grupo político de oposición en Siria llegó a China este domingo para entablar conversaciones con funcionarios de ese país, en medio de la violencia en la nación del Medio Oriente que continúa pese al alto al fuego implementado el mes pasado.

La agencia china de noticias Xinhua informó que Burhan Ghalioun, presidente del Consejo Nacional Sirio, se reunirá con funcionarios de la cancillería durante la visita que concluye el próximo miércoles.

Un funcionario del Ministerio de Relaciones Exteriores informó que pese a la visita, China no ha cambiado su posición sobre Siria.

El país asiático y Rusia impidieron la aprobación de la resolución del Consejo de Seguridad de la ONU que exigía al régimen sirio el fin a los ataques contra manifestantes pacíficos, una postura que generó indignación internacional.

China ha dicho que no apoyará un cambio forzado de régimen y ha pedido que los sirios decidan su propio camino.

El país asiático se ubicó como el tercer mayor importador de Siria durante el 2010, de acuerdo con datos de la Comisión Europea,

Y mientras el activista realiza esta visita, la violencia continúa en Siria. De acuerdo con los Comités de Coordinación Local, un grupo de oposición, este domingo murieron al menos cuatro personas.

El sábado, una explosión cercana a la ciudad de Alepo provocó la muerte de cinco personas, según activistas.

Según el Observatorio para los Derechos Humanos, con sede en Gran Bretaña, el estallido se produjo mientras las fuerzas de seguridad iban en un autobús. Sin embargo, no está claro si las víctimas fueron militares o civiles. La agrupación también informó de explosiones en la capital, Damasco.

Activistas opositores dijeron que les pidieron a los observadores de Naciones Unidas visitar una universidad después de que las fuerzas de seguridad irrumpieron en los dormitorios durante protestas contra el gobierno la semana pasada, y mataron a siete personas.

Docenas de observadores no armados están en Siria –de un total de 300 que acudirán al país para verificar el alto al fuego pactado en el plan de paz del enviado de la Liga Árabe y la ONU, Kofi Annan.

Alepo, un bastión de apoyo al presidente Bachar al Asad, ha estado aislada del levantamiento que lleva 14 meses en el país, pero las protestas recientes indican un cambio significativo.

“El régimen está muy preocupado”, dijo Andrew Tabler, un experto en Siria que colabora en el Washington Institute for Near East Policy. “Sus acciones en los últimos días lo demuestran”.

Al menos 25 personas fueron asesinadas este sábado en todo el país, de acuerdo con los Comités de Coordinación Local.

CNN no puede verificar de manera independiente los reportes de violencia y muertes, debido a que el gobierno sirio ha restringido el acceso a los medios de comunicación internacionales.

También este domingo, un grupo autodenominado Frente al Nusra se atribuyó la responsabilidad por las publicaciones en sitios web yihadistas sobre un ataque suicida contra las fuerzas del gobierno involucradas en la masacre de manifestantes en al-Latamneh.

El grupo dijo que el ataque con coche bomba del 20 de abril iba contra un edificio que albergaba a 350 soldados, pero no dio más detalles sobre el incidente. La organización dijo que también era responsable por otros ataques, incluido el bombardeo del 17 de marzo por el que murieron 27 personas en una oficina de inteligencia militar, de acuerdo con el servicio de monitoreo yihadista, SITE.

La oposición siria ha expresado sus dudas sobre este frente, pues creen que el régimen de Al Asad podría estar detrás de las atribuciones.