CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Noticias Recientes

Un detector de cajas negras de EE.UU. será utilizado en la búsqueda del vuelo 370

Por Sebastián Jiménez Valencia

Por Faith Karimi y KJ Kwon, CNN 

(CNN) -- Las posibles pistas sobre el desaparecido vuelo 370 de Malaysia Airlines siguen llegando. Lo mismo ocurre con los contratiempos y frustraciones.

La búsqueda del lunes terminó sin encontrar nada significativo, informaron los funcionarios australianos. Cuatro objetos anaranjados descubiertos por aviones de búsqueda y descritos inicialmente como algo prometedor, resultaron ser nada más que un viejo equipo de pesca.

Si estás viendo esta nota en tu móvil, mira aquí la galería.

Al poner de manifiesto la dificultad de la búsqueda, miembros de la Marina de EE.UU. colocaron un equipo de localización submarina a bordo de un barco de respaldo australiano y éste se dirigió hacia el mar el lunes por la tarde, pero no harán uso del equipo hasta que los buscadores reduzcan la zona de búsqueda.

El comandante de la Marina de EE.UU., William Marks le dijo a "State of the Union", de CNN, que su equipo necesita una pieza decisiva de restos para reducir el área de búsqueda antes de desplegar el equipo.

"Tenemos que tener cuidado de no enviarlo al lugar equivocado", dijo. "Pero también queríamos tenerlo allá afuera lo más cerca posible de lo que nosotros creemos es el lugar correcto".

El equipo incluye un localizador de "pinger" que es remolcado detrás del barco y detecta el sonido de la baliza localizadora que se encuentra en la grabadora de datos del avión. También a bordo se encuentra un sumergible operado de forma remota que puede buscar restos en el fondo del mar.

El barco Ocean Shield no llegará a la zona de búsqueda sino hasta dentro de tres días, lo que deja muy poco tiempo para localizar las grabadoras de datos de vuelo del avión antes de que las baterías de sus balizas localizadoras se agoten. Las baterías están diseñadas para durar 30 días; el avión lleva 23 días desaparecido.

Bajo condiciones favorables del océano, los "pingers" pueden ser escuchados a 2 millas náuticas de distancia. Pero en alta mar, los sonidos de fondo, los restos o los sedimentos pueden dificultar la detección de los "pingers".

En este caso, los equipos apenas saben dónde buscar.

"Estamos buscando en un área enorme del océano, y estamos trabajando con información muy limitada", dijo el lunes el primer ministro australiano, Tony Abbott, a los reporteros. "Sin embargo, las personas más inteligentes del mundo se están aplicando en esta tarea. Si este misterio tiene solución, lo vamos a resolver".

Y prometió seguir buscando.

"La intensidad de nuestra búsqueda y la magnitud de nuestras operaciones está aumentando, no disminuyendo".

Diez aviones y 11 barcos recorrieron más de 98.000 millas cuadradas (254.000 kilómetros cuadrados) del Océano Índico el lunes en busca del avión desaparecido, dijo el lunes el ministro interino de transporte de Malasia, Hishammuddin Hussein.

El vuelo 370 desapareció el 8 de marzo mientras volaba de Kuala Lumpur hacia Pekín.

Un nuevo centro australiano denominado "Joint Agency Coordination Center" está siendo creado para sincronizar los esfuerzos de búsqueda entre las agencias australianas y otros países que están participando, dijo Hishammuddin.

Y Malasia hablará con Estados Unidos acerca de la posibilidad de desplegar más efectivos militares, dijo.

Las exigencias de los familiares  

Los familiares de los pasajeros a bordo del vuelo 370 han acusado a los funcionarios de Malasia de brindar información confusa y conflictiva desde que el avión desapareció, hace más de tres semanas.

El lunes, docenas de familiares chinos visitaron un templo en Kuala Lumpur. Ellos cantaron, encendieron velas y meditaron.

"Los chinos son personas bondadosas", dijo Jiang Hui, el representante designado por las familias. "Pero claramente podemos distinguir entre el bien y el mal. Nunca perdonaremos el hecho de que nos hayan ocultado la verdad y al criminal que retrasó la misión de rescate".

Jian solicitó a Malasia una disculpa por anunciar el 24 de marzo que el avión se había estrellado, a pesar de la falta de "evidencia directa".

En la rueda de prensa diaria, Hishammuddin respondió, diciendo que el primer ministro malasio, Najib Razak, no había usado la palabra "estrellarse", ni había mencionado que no había sobrevivientes en su anuncio respecto a que el avión había "terminado" en el sur del Oceano Indico.

Además, dijo que las autoridades malasias no estaban ocultando nada al rehusarse a dar algunos detalles sobre el vuelo desaparecido. Algunos detalles son parte de las investigaciones continuas que se llevan a cabo respecto a lo que le sucedió al avión, dijo.

"No estamos ocultando nada. Solo estamos siguiendo el procedimiento establecido",   dijo.

Él describió una reunión que se llevó a cabo el sábado entre las autoridades malasias y los familiares de los pasajeros del vuelo 370 como "la reunión más dificil a la que él haya asistido".

"Las familias están desconsoladas. Para muchos, la tensión de las últimas semanas ha sido insoportable", dijo.

Él dijo que Malasia llevará a cabo una reunión informativa de alto nivel con las familias, donde los expertos explicarán parte de la información y metodología usada para guiar la búsqueda.

También indicó que las autoridades han discutido con las familias lo que sucederá si no logran encontrar los restos del avión desaparecido. Pero no quiso discutirlo con los reporteros el lunes, afirmando que "para ser justo con las familias, eso es algo que no quisiera compartir con el público en estos momentos".

Pekín ha criticado públicamente los esfuerzos de Malasia por encontrar el Boeing 777. De las 239 personas a bordo de avión, 154 eran chinos. Pero Malasia dice que ha hecho lo mejor que puede con lo que tiene.

"La historia nos juzgará como un país que ha sido muy responsable", dijo Hishammuddin.