CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Noticias Recientes

Manifestantes levantan la bandera rusa sobre ciudad ucraniana oriental

Por CNN en Español

(CNN) — Los manifestantes irrumpieron en un edificio de la administración provincial en el este de Ucrania el domingo y levantaron la bandera de Rusia, exigiendo la liberación de policías antidisturbios acusados ​​de matar a manifestantes en Kiev, la capital de Ucrania, en febrero.

La policía estaba negociando con los manifestantes, que han convocado a sus partidarios a rodear el edificio de la Administración de Seguridad Regional en Donetsk, a unos 200 kilómetros (120 millas) de la frontera con Rusia. Las negociaciones estaban siendo transmitidas en línea por los medios de comunicación locales.

La protesta es el último desafío para el nuevo gobierno de Ucrania, que tomó el poder después de una revuelta que derrocó al presidente pro-ruso Victor Yanukovich en febrero. No hubo respuesta inmediata en Kiev, donde los policías están encarcelados, acusados ​​de matar a manifestantes durante el levantamiento contra Yanukovich.

Los separatistas dentro del edificio usaron un altavoz para pedir la formación de un «consejo de la gente de la ciudad» de Donetsk.

A mediados de marzo, el nuevo gobierno de Ucrania advirtió que fuerzas pro-rusas en otras regiones podrían tratar de seguir el modelo utilizado para arrebatar la región de Crimea de Ucrania.

El primer ministro Arseniy Yatsenyuk aseguró que manifestaciones de lo que él llamó «turistas políticos» con pasaportes extranjeros que ya estaban en marcha; Andrii Parubii, secretario del Consejo de Seguridad Nacional y Defensa del Parlamento de Ucrania, dijo que los manifestantes son «unidades especiales de élite que están tratando de llegar a Ucrania con las armas».

La protesta de Donetsk se produce más de un mes después de que las fuerzas pro-rusas confiscaron la sede del gobierno en la región semi-autónoma de Crimea, de mayoría rusa.

Una nueva administración fue rápidamente puesto en marcha, con el respaldo de las tropas rusas y las milicias locales. A toda prisa se convocó un referéndum sobre la independencia, condenado como inconstitucional por el Gobierno de Ucrania, y que finalmente condujo a la anexión del territorio por parte de Moscú, un proceso que finalizó el 20 de marzo.