CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Vive el golf

Un maravilloso golpe de Bubba Watson lo hace acreedor de un doble triunfo en China

Por Sebastián Jiménez Valencia

(CNN) -- Bubba Watson aportó dos momentos mágicos en el green 18 para ganar el torneo WGC-HSBC en Shanghái.

El domingo, Bubba Watson obtuvo su primer título en el Campeonato Mundial de Golf y su primera victoria fuera de los Estados Unidos... pero de manera característica, tomó su propia y muy particular ruta hacia una victoria poco probable.

El dos veces campeón del Masters tenía una ventaja de dos golpes con tres hoyos por jugar en el evento del WGC-HSBC Champions en Shanghái, antes de quedar con un doble bogey sobre par a la zaga de uno que jugaba el número 18 en el campo Sheshan International.

Sus esperanzas mejoraron cuando su segundo golpe hacia el par cinco encontró una trampa de arena cerca de un green, pero al estadounidense de 36 años aún le quedaba un momento más de magia.

Él golpeó la pelota con toda su fuerza en el green y luego observó cómo rodaba 7,6 metros hacia el hoyo para hacer un águila de tres.

Eso lo dejó empatado en 277, 11 bajo par, con el sudafricano Tim Clark para seguir con un desempate en el mismo hoyo 18.

Watson estaba evidentemente emocionado y un birdie de 6 metros hecho con un palo tipo putter fue suficiente para que se llevara la séptima victoria en su carrera y la tercera del año 2014, incluyendo el Masters de Augusta.

"Para mí esta es la más importante", dijo Watson al sitio web del European Tour.

"Es muy importante porque siempre quise ganar fuera de los Estados Unidos".

Watson dijo que su maravilloso golpe en el hoyo final del juego reglamentario fue una sorpresa incluso para él.

"Fue un golpe tan difícil en la trampa de arena que realmente ni siquiera piensas en que lo vas a lograr, pero le dije a mi caddie que había sido un día intenso, un par de hoyos intensos, pero que si lo lográbamos, todo cambiaría todo y entró como en un tiro de putt".

Graeme McDowell, el líder repentino, que había estado a la cabeza del evento desde el primer día, vio cómo desaparecían sus probabilidades con una vuelta final de 73 para terminar en un empate por el tercer lugar con el estadounidense Rickie Fowler y el japonés Hiroshi Iwata.

En el último hoyo, los tres también tenían oportunidades de al menos unirse al juego de desempate, pero Fowler envió la pelota al agua, mientras que McDowell e Iwata no pudieron hacer el birdie necesario.

Martin Kaymer, el campeón del Abierto de Estados Unidos, fue otro de los participantes, pero envió la pelota al agua en hoyo 18 con su segundo golpe, y obtuvo un resultado de 7 al hacer un doble bogey para terminar en un empate por el sexto lugar, ocho bajo par, con Ian Poulter de Inglaterra y Thorbjorn Olesen de Noruega.

Rory McIlroy, el número uno del mundo, no participó en el torneo mientras Watson subirá a la tercera posición de la clasificación después de su última victoria.