CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Medio Oriente

EE.UU. envía barcos a Yemen para vigilar posible tráfico de armas desde Irán

Por CNN Español

(CNN Español) – Un portaaviones y un crucero con misiles guiados fueron enviados por la Marina de Estados Unidos a aguas cercanas a Yemen para monitorear barcos que podrían llevar armas desde Irán a los rebeldes que buscan derrocar al gobierno de Abd-Rabbuh Mansur Hadi, informó a CNN un funcionario estadounidense.

El Pentágono envió este domingo al portaaviones USS Theodore Roosevelt y al crucero escolta USS Normandy, los cuales se encontraban en el Golfo Pérsico, indicó la Marina en un comunicado de prensa.

El Theodore Roosevelt y el Normandy se unen a otras fuerzas de Estados Unidos que realizan operaciones de seguridad marítima en el sur de Yemen, con el fin de garantizar la seguridad de las rutas de las flotas en la región, agregó la Marina en el comunicado.

Además de apoyar a los aliados en la región, los barcos de guerra tendrán como misión el monitoreo de barcos que viajen desde Irán y que se sospeche que transportan armas para los rebeldes hutíes, reveló a CNN un funcionario naval.

«Estamos monitoreando muy de cerca toda la actividad marítima en el Mar Arábigo y el Golfo de Adén», dijo a CNN el comandante Kevin Stephens, de la Quinta Flota de la Marina de Estados Unidos. Stephen se negó a revelar el número y tipo de embarcaciones que están siendo vigiladas, pero dijo que la Marina «no tiene autorización para abordar barcos de bandera iraní».

El envío de los buques ocurre luego de que se reportara la presencia de varios barcos que presuntamente llevan armas a los rebeldes hutíes, los cuales son respaldados por Irán.

publicidad

Con la llegada del Theodore Roosevelt y el Normandy, en el Golfo de Adén y el sur del Mar Arábigo habrá en total nueve barcos de guerra de Estados Unidos, entre destructores y cruceros.

Los rebeldes hutíes desplazaron al gobierno de Yemen en septiembre pasado luego de capturar la capital, Saná. El gobierno de Abd-Rabbuh Mansur Hadi se trasladó al puerto de Adén, donde estuvo bajo asedio de los rebeldes.

Una coalición de países árabes, liderada por Arabia Saudita, lanzó ataques aéreos a finales del mes pasado en un esfuerzo por detener el avance de los hutíes, algo que ha sido condenado por Irán.