CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Vive el golf

Jordan Spieth gana el Abierto de Estados Unidos de golf

Por Paul Gittings

(CNN) – El campeón del Masters, Jordan Spieth, mantuvo la calma durante la dramática final en Chambers Bay, para llevarse el título del US Open.

Spieth hizo un ‘birdie’ en el último hoyo para terminar con una tarjeta de 275, cinco bajo par, pero luego vio cómo su compatriota estadounidense Dustin Johnson hizo tres ‘putts’ desde 12 pies (3,6 metros) en el hoyo 18 para terminar un golpe por detrás, empatado con el sudafricano Louis Oosthuizen en el segundo puesto.

El ‘putt’ para eagle de Johnson, el cual le hubiera dado la victoria en el último hoyo –un par cinco– pasó de largo, y luego perdió el ‘putt’ corto para un ‘birdie’ de cuatro pies (1,2 metros), algo que habría obligado a que se jugara un desempate el lunes.

Spieth, de 21 años de edad, es el campeón más joven del Abierto de Estados Unidos desde Bobby Jones en 1923, y tan solo el sexto hombre en la historia en ganar el Masters de Augusta y el Abierto de Estados Unidos en un mismo año; Tiger Woods fue el último en hacerlo en 2002.

Ahora se encuentra a medio camino hacia el Grand Slam; el Abierto Británico en St. Andrews y el PGA Championship de Estados Unidos, torneos a disputarse en los próximos meses.

«Lo siento por Dustin», dijo Spieth. «Todavía estoy sorprendido por haber ganado”.

«Vamos a ir a St. Andrews en busca del Claret Jug. Creo que podemos hacerlo si nos preparamos adecuadamente», añadió.

El reto de Oosthuizen

El excampeón del Abierto Británico, Oosthuizen, arremetió en los últimos nueve hoyos en 29 golpes para firmar una tarjeta de 67 y así poner el listón de la casa club en 276, cuatro bajo par.

Branden Grace, quien también ocupó el liderato repentinamente, empató junto a Spieth en cinco bajo par en el hoyo 16, hizo un doble ‘bogey’ para ponerle fin a sus esperanzas y el eventual campeón tomó una ventaja de tres golpes con un ‘birdie’.

Pero luego Spieth mostró sus primeras señales de falibilidad al hacer un terrible doble ‘bogey’ en el hoyo 17, un par 3, antes de recuperarse con un ‘birdie’ en el 18.

El australiano Jason Day, quien valientemente enfrentó un problema de vértigo en las rondas dos y tres, no logró terminar con una puntuación igual al par luego de iniciar la primera ronda empatado con Spieth, Johnson y Grace en cuatro bajo par.

Embestida de McIlroy

Dos golfistas amenazaron con darle la vuelta al torneo, cuando el número uno del mundo, Rory McIlroy, avanzó a dos bajo par con un increíble ‘putt’ para ‘birdie’ de 72 pies (21 metros) en el hoyo 13.

Esto llevó al norirlandés a seis bajo par por el día, pero perdió una oportunidad de ‘birdie’ en el siguiente hoyo y luego malgastó dos golpes para cerrar con una tarjeta de 66 y una puntuación igual al par.

Aparte de McIlroy, una amenaza incluso más grande surgió cuando el excampeón del Masters, Adam Scott de Australia, quien tranquilamente avanzaba en la tabla de posiciones.

Scott hizo un ‘birdie’ en el último hoyo para anotar una tarjeta de 64, la mejor de la semana, el australiano había establecido un desafiante total de 277, tres bajo par, lo cual fue suficiente como para que ocupara el cuarto lugar junto a Grace y su compatriota Cameron Smith.