CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Racismo

Las personas ciegas también pueden ser racistas, según estudio

Por Carina Storrs

(CNN) — Una persona no tiene que «ver el color» para ser racista. Según un nuevo estudio, algunos ciegos, al igual que los videntes, juzgan a otros según su raza.

Los hallazgos provienen de entrevistas llevadas a cabo personalmente y por teléfono con 25 personas que eran ciegas de nacimiento, que padecían una dificultad visual severa o que perdieron la vista cuando eran niños o adultos. Un investigador le preguntó a los participantes, quienes en su mayoría vivían en el noreste de Estados Unidos, si pensaban en la raza y de qué manera les afectaba eso en sus sentimientos hacia una persona.

El estudio descubrió que, aun siendo ciegas, las personas pueden tener estereotipos raciales, pero «en todos los casos les lleva más tiempo clasificar a las personas por raza y existe más ambigüedad», dijo Asia M. Friedman, una profesora asistente de sociología y justicia penal de la Universidad de Delaware, quien llevó a cabo el estudio.

El estudio fue presentado el martes en la reunión anual de la Asociación Estadounidense de Sociología, pero no ha sido publicado en una revista científica revisada por expertos.

Friedman descubrió que cinco de los nueve encuestados que eran ciegos desde su nacimiento o infancia temprana comentaron que no pensaban acerca de la apariencia de las personas en absoluto. Y de acuerdo con algunos encuestados, la imposibilidad de conocer la raza de una persona les impedía hacer juicios precipitados respecto a ella, lo cual es «algo bueno», dijo Friedman. Una persona que ella entrevistó explicó que el ser ciego hace más difícil «juzgar a alguien visualmente sin pensar».

Sin embargo, los participantes en el estudio dijeron que no piensan en los atributos físicos, ellos clasifican a las personas en categorías raciales con base en claves no visuales, como voces y nombres. En ocasiones, esos cálculos mentales los llevan a hacer predicciones sobre el estilo de vida, el comportamiento y la clase socioeconómica de una persona. De la manera en que uno de los encuestados lo indicó: ser ciego no significa que estén «absueltos de ser racistas».

publicidad

«Creo que las personas ciegas carecen de educación en cuanto a los conceptos de la clase y la raza», al igual que cualquier otra persona, y los conceptos pueden venir de toda una serie de lugares, entre ellos las noticias, la familia, los maestros y los grupos de compañeros.

Las investigaciones sobre cómo las personas ciegas entienden el racismo pueden conducir a mejores ideas sobre cómo las personas ciegas hacen juicios sobre otros aspectos de la vida que normalmente involucran datos visuales, como comer un alimento o ir a comprar ropa. Los encuestados en el estudio de Friedman describieron que cuando conocen a alguien, ellos están muy conscientes de los sonidos y las voces, y que los sonidos podrían influir en la manera que las personas ciegas eligen un restaurante o una tienda de ropa, dijo Friedman, junto con estímulos sensoriales como texturas y olores.

Esta investigación también puede informarnos acerca de la profundidad del racismo en Estados Unidos, dijo otro experto.

«Las personas ciegas entienden la raza de la misma manera que las personas videntes», dijo Osagie K. Obasogie, un profesor de leyes de University of California, Hastings College of the Law, quien ha investigado cómo piensa la gente ciega acerca de la raza, pero que no está involucrado en el estudio de Friedman.

Justo como las personas videntes, las personas ciegas pueden fusionar el concepto de la variación humana –diferencias de color de piel y rasgos faciales– con las cualidades de una persona, dijo Obasogie.

Sin embargo, a diferencia del estudio de Friedman, la investigación de Obasogie, la cual fue publicada en el libro «Blinded by Sight» (Cegados por la vista), sugiere que las personas que nacieron ciegas, de hecho, piensan acerca de la apariencia física de una persona, incluyendo el color de la piel y los rasgos faciales. Ellos también juzgan sin pensar en base a los atributos físicos que ellos perciben de las personas, dijo.

«Yo rechazaría la idea de que las personas ciegas de alguna manera entran en todas las interacciones sociales como una página en blanco» dijo.

Algunas de las más de 100 personas ciegas con las que Obasogie habló, dijeron que podrían preguntarle a otros sobre la raza de una persona antes de conocerla. E incluso, si de antemano no saben de qué raza es una persona, podrían tratar de averiguarlo durante la interacción, en lugar de mantener una mente abierta.

«Si la raza constituye una parte tan fuerte y profunda de nuestro orden social que las personas ciegas que nunca han visto nada pueden ver y prestarle atención… esto demuestra qué tan profundo es el problema», dijo.

Obasogie cree que estos estudios sugieren que las así llamadas políticas «daltónicas», tales como los programas de gobierno que no utilizan los datos raciales para decidir cómo repartir los fondos, están equivocadas en su enfoque.

«La raza es una enfermedad de la sociedad y la idea de que la enfermedad desaparecerá al ignorarla no es la forma más sofisticada ni la adecuada para lidiar con el problema», dijo.