CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Historias Humanas

Mujer sale de un coma al escuchar llorar a su hija recién nacida

Por CNN Español

(CNN Español) -- Una mujer de 23 años que estaba en coma reaccionó y volvió a la vida luego de escuchar por primera vez el llanto de su bebé, que había nacido días antes, según relató su esposo, Jeremy Cawley a la revista People.

Tras una semana de estar inconsciente en un hospital de Carolina del Norte, Shelly Ann Cawley no reaccionaba debido a un coágulo de sangre que se desató durante la cesárea, según narró la revista People.

Entonces su esposo, cansado de esperar a que los doctores trataran de despertarla, siguió un consejo de una de las enfermeras: poner en el pecho de Shelly a la recién nacida Rylan Grace para hacer que la mujer se despertara, siguiendo su instinto materno, contó Cawley a People.

https://www.facebook.com/shellyanncawley/media_set?set=ft.10204809053171487&type=1

“Pudimos ver un aumento en sus signos vitales en el monitor. Sabíamos que en algún lugar Shelly estaba escuchando a su bebé. Rylan salvó la vida de su mamá”, contó el hombre a People.

publicidad

En un video publicado en YouTube por el padre, se observa el emotivo momento ocurrido en septiembre de 2014. Allí se ve a la mujer reaccionando lentamente cuando su esposo acerca a la bebé y ella siente su presencia.

“Shelly Ann Cawley despertó de una larga semana luego de conocer a su hija y ángel guardián, Rylan Grace, por primera vez. Aún fuertemente medicada, sus ojos lo dicen todo”, publicó Jeremy Cawley en la red social donde se puede ver ese emotivo momento.

https://www.youtube.com/watch?v=ame_CHHIDow#t=38

Un año después de los hechos, Shelly Ann compartió su historia a través de redes sociales recordando cómo hace un año se encontraba entre la vida y la muerte y de repente un milagro de la vida la salvó.

“Satanás trató de tomarme, pero gracias a nuestro Dios grande y a todos ustedes, guerreros de la oración, lo que pudo ser el final de mi vida, sólo fue un bache en el camino”., escribió Shelly Ann Cawley en su cuenta de Facebook.

Así mismo, la mujer compartió fotografías de su familia con el personal médico del hospital HealthCare System NorthEast de Carolina del Norte donde fue atendida en esa oportunidad.