CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
Colombia

Con esta Besatón Electoral quieren combatir la polarización en Colombia: “¡Que la lengua no sirva para insultar!”

Por CNN Español

(CNN Español) – Besos y más besos: eso es lo que vivió Bogotá en la tarde y noche de este jueves, en un evento convocado para combatir la polarización que rodea las elecciones presidenciales de este 27 de mayo. Bautizada como Besatón Electoral, el objetivo de esta manifestación fue, según el medio de comunicación organizador ¡Pacifista!, que sus asistentes pudieran “darse cuenta de que es posible coincidir en un mismo lugar con gente que probablemente piensa diferente a usted, pero que no necesariamente eso la convierte en su enemiga”.

En otras palabras, buscar una alternativa de acercamiento a las diferencias políticas que derivan en la polarización o agresiones: “¡Que la lengua no sirva para insultar!”, fue su lema. “Lo que queremos con esta besatón, es que independiente del candidato por el que elijan votar, las personas se encuentren en esa acción física, de entregarse el uno al otro en un beso, puedan conversar y puedan entender que a partir de la diferencia también se puede construir”, le explicó a CNN en Español Mireya Camacho, coordinadora general del Candidater, una herramienta –operada por ¡Pacifista! y financiada por la Embajada de Alemania en Colombia– para acercar y orientar a los jóvenes en contextos electorales, cuya aplicación funciona como una especie de quiz en el que los usuarios contestan preguntas y obtienen como resultado su afinidad a los diferentes candidatos. La besatón es una iniciativa de Candidater.

A pocos días de las elecciones, el clima que vive Colombia está definido por la tensión que han creado las diferencias claras de la campaña política. Diferencias que surgen por las distintas visiones que cada candidato tiene y plantea para el país. En este sentido, la polarización se refleja en los insultos y acusaciones que se disparan, en redes sociales o en conversaciones, los seguidores de los aspirantes a la presidencia entre ellos.

Camacho indicó que entre 150 y 200 personas llegaron a la Plaza de Lourdes de Bogotá para participar en el evento, que se extendió más de dos horas. La manifestación contó con la participación de JhonPri, de la banda Systema Solar, quien ambientó el frío de la capital con música y lideró los diferentes momentos planeados para la besatón.

¿Qué pasó en la besatón?

Aunque el protagonismo se lo llevaron los besos, no fue lo único que ocurrió durante el evento. Camacho explicó que se planearon una serie de etapas previas a ese momento, porque en el últimas el beso llega como producto de un proceso. “Eso mismo es lo que queremos hacer ver: los jóvenes se acercan a la política en un proceso, un proceso de diálogo, un proceso de conversación, un proceso de acercamiento”, señaló.

publicidad

Por eso, la primera etapa fue de exploración o acercamiento, de romper el hielo, pues serán desconocidos los que allí se encuentren. Fue la oportunidad para saber algo de la persona que estaba al lado. Después llegó el abrazo: “Yo no te conozco, tú tampoco a mí, pero un abrazo no es tan comprometedor, aunque sí acerca mucho”, añadió Camacho. Y entonces sí se pusieron sobre la mesa las preferencias electorales, para compartirlas, discutirlas y confrontarlas. Sin agresiones.

¿Por qué se llegó a este punto después del abrazo? Según Camacho, porque “la relación que se tiene en el diálogo es diferente a la que se tenía antes del abrazo y en ese momento logramos una conexión frente al respeto a esa diferencia”. Los besos fueron al final, en el cierre, como un “momento unificador”. “El beso hace como el cierre de la posibilidad desde la diferencia, así tú no compartas el mismo candidato, es entregarte a esa otra persona con esa acción del beso”, completó Camacho. En esa fase, se conectaron vía internet con Barranquilla, donde hubo una charla previa a la besatón.

Durante el evento, también se repartieron condones con el logo de Candidater y el mensaje "Protégete de la enfermedad de votar a ciegas".

La reacción en redes sociales

Twitter también fue escenario de la besatón, donde algunos publicaron lo que estaba ocurriendo en el lugar y otros compartieron sus pensamientos acerca de la iniciativa. De hecho, la etiqueta #BesatónElectoral fue tendencia en Bogotá:

Una besatón con manifiesto

Previo al evento, ¡Pacifista! publicó un manifiesto en el que planteó los cinco principios básicos para ir al evento. Besos sí, pero con condiciones y una actitud necesaria: más cuando hay diferencias.

Este fue el manifiesto:

  1. No importa por quién va a votar el otro. Tener una inclinación política diferente no me hace mejor o más inteligente que él.
  2. Si su candidato no es el mismo que el del otro, es seguro que hay un montón de temas más en los que sí pueden estar de acuerdo y que no necesariamente tienen que ver con política.
  3. No estar de acuerdo con alguien no le da licencia para insultarlo o atacar sus convicciones. Ni las suyas ni las de él van a cambiar, no pierda tiempo ‘evangelizando’.
  4. Apoyar decididamente a un candidato no impide ver que otro aspirante puede tener propuestas interesantes y útiles.
  5. Si lo atacan por sus convicciones políticas trate de recordar los cuatro puntos anteriores y mantenga la calma.

Y ¿si alguien no quisiera regalar sus besos? Eso fue algo en lo que también pensaron los organizadores: “Nadie va a obligar a nadie besar a nadie. Queremos que la lengua no sirva para insultar, pero todo será voluntario y orgánico. Lo prometemos”, aclaró el manifiesto.

Camacho planteó a como una acción para regalarle a la democracia: “Creemos que cambiarle el significado a la boca, a la lengua para no emitir esos juicios y esas agresiones sino para besar, nos va a hacer cambiar el lenguaje o la forma como nos estamos relacionado”.